viernes, 20 de abril de 2018

Un Obispo para Valdivia




Este domingo la Iglesia recuerda el día del Buen Pastor, es el cuarto domingo de Pascua. En el evangelio Jesús se presenta como el Buen Pastor que da su vida por las ovejas, que no es como el asalariado que huye cuando ve venir al lobo, porque no conoce a las ovejas y por lo tanto no se compromete con ellas porque no tiene relación con ellas (Jn 10,11-18).

Este domingo, es hace muchos años por lo mismo, la jornada mundial de oración por las vocaciones. Pedimos a Dios que nos regale abundantes vocaciones sacerdotales y religiosas, que sigan a Jesús, que integren en sí los valores del reino de Dios y del evangelio de Cristo. Pedimos para nuestra diócesis de Valdivia un Obispo que sea Pastor en medio de su pueblo, que conozca y ame a sus comunidades y a las personas que las componen. Un pastor que dialogue y se haga parte de la vida de nuestra comunidad. Que se gane el aprecio y el respeto, no por el rango sino por su capacidad de escucha y de conducción, que sea en fin, como Jesús Buen Pastor que da su vida por su rebaño.

La oración por las vocaciones debe ser permanente en nuestras comunidades y grupos, pero tiene que ser una oración comprometida con la vida de nuestra sociedad que necesita tanto del evangelio de Jesús, que sea anunciado con fidelidad y entusiasmo. Que los pastores de la Iglesia, tengamos siempre presente el Evangelio y la Cruz de Cristo, nuestro maestro. A los jóvenes que sienten inquietud vocacional no teman al llamado de Jesús. (vocación.valdivia@gmail.com). Buen Domingo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Una nueva Iglesia

Nos sacuden las noticias que afectan a la Iglesia, abusos, encubrimientos y delitos, que a muchos dejan perple...